Un voyage à Grenade

“Il y a un plaisir plus grand que celui de voir Grenade, et c’est de la revoir”.

Alexandre Dumas.

Découvre dans cet article des petits détails sur la ville de l’Alhambra. Une bonne opportunité de connaître la ville des miradores et des tapas gratis, au même temps que tu pratiques ton espagnol.

Pero ¿dónde está Granada?

Si vas a Granada, estás en Andalucía, una comunidad autónoma1 al sur de España. Estarás cerca de Málaga y Sevilla, que también son provincias de Andalucía.

Andalucía se caracteriza por el sol, la buena temperatura, la tradición del flamenco y el carácter abierto y amable de la gente.

Sus maravillas, Patrimonio de la Humanidad
Cuando hablo de La Alhambra, me gusta presentarla como la octava maravilla del mundo. Y no soy la única que lo piensa. La Alhambra ha sido declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco y es uno de los monumentos más visitados de España y de Europa.

Y ¿qué es? Es un conjunto monumental de la época nazarí, una época en la que la Península Ibérica estaba gobernada por los árabes bereberes. Se compone de palacios, jardines y una fortaleza. Su estilo arquitectónico, que pertenece al arte andalusí, es impresionante: inscripciones en árabe, decoración geométrica, cerámica… La Alhambra es bonita por dentro y por fuera, y existen miradores en varios puntos de la ciudad para poder contemplarla.

El Albaicín, el “barrio árabe”, está situado en un monte justo en frente de La Alhambra. Por esta razón, existen numerosos miradores desde donde se puede apreciar La Alhambra en todo su esplendor. Sin embargo, este barrio merece la pena visitarlo por muchas más razones. Es como un laberinto caótico de callejones3 en los que es un placer perderse. Además, en este barrio también encontramos la calle “de las teterías”, una calle llena de establecimientos de estilo árabe donde puedes beber té y tomar dulces árabes.

Spoiler alert: Granada no es “Granada”, es “Graná”

Los granadinos no llaman esta ciudad Granada, sino que la conocen como Graná. Te explico el porqué.

¿Has escuchado hablar del andaluz? Es una variedad lingüística dentro del español. No es otra lengua, pero tiene unas características específicas, sobre todo por el acento, que es muy diferente al acento “estándar”.

Los andaluces no pronuncian la letra /s/ al final o en medio de las palabras. Por ejemplo, no decimos /perros/, sino que lo pronunciamos como /perroh/ (la /s/ se aspira). Tampoco se pronuncia la /d/ entre vocales, por ejemplo, en lugar de decir /cansado/, decimos /cansao/. Por eso se dice de forma divertida que los andaluces “se comen las palabras”.

Esto es lo que ocurre en la palabra Granada. La /d/ no se pronuncia, y como la letra que hay después es una –a, esta también se elimina y pasa a pronunciarse “Graná”. Si vas a Granada escucharás a sus habitantes decir: “Como Graná, na” (Como Granada, nada); o sea, que no hay nada como Granada.

Existen muchas más diferencias en la pronunciación, por eso, si es tu primera vez en Andalucía, puede que el acento andaluz te parezca un poco difícil, pero ¿quién sabe? Quizás al final tú también vas a “comerte las palabras”.

En Granada las tapas son gratis

Los granaínos sienten mucho orgullo al afirmar que en Granada las tapas son gratis.

No es ninguna metáfora, en Granada las tapas realmente son gratis. Cuando vas a un bar y pides una bebida (cerveza, refresco, vino…), tienes una tapa incluida totalmente gratis. La bebida cuesta 2€-2,50€, así que por ese precio tienes una bebida y un pequeño plato de comida. No está mal, ¿verdad?

En la mayoría de los bares hay una carta de tapas y puedes elegir la que quieras. Sin embargo, en otros lugares no tienes elección, y el camarero te lleva la tapa que han preparado en el bar ese día.

Las tapas son muy variadas: carne en salsa, ensaladilla rusa, croquetas, bocadillos, hamburguesa, pescado frito… Y no creas que las tapas son pequeñas; en algunos lugares, si tomas dos o tres tapas, ¡ya has cenado! Por eso, ir de tapas es muy barato.

Ciudad estudiantil

Granada es el sueño de todos los estudiantes, y no es de extrañar, pues su coste de vida es bajo en relación a otras ciudades españolas. Está llena de jóvenes y tiene un gran ambiente estudiantil (hay fiesta los siete días de la semana) y hay una gran diversidad cultural. Además, la Universidad de Granada tiene una gran oferta académica y goza de mucho prestigio. Por todo esto, es una de las ciudades con más estudiantes Erasmus de Europa.

En Granada hay gente que vive en cuevas

Has leído bien: en Granada hay gente que todavía vive en cuevas.

Otro de los barrios que debes visitar si vas a Granada es el Sacromonte, que se conoce como el barrio gitano. La historia (resumida) es la siguiente: en el siglo XVI, cuando los Reyes Católicos recuperaron el control de la Península, expulsaron a los musulmanes y a los judíos de Granada. Estos se instalaron en este barrio junto a los gitanos, porque así estaban fuera del control de la ciudad. De este modo, las personas marginadas de la ciudad comenzaron a construir sus casas en las cuevas naturales.

Hoy en día, la mayoría de las cuevas se han convertido en restaurantes o escenarios para espectáculos de flamenco, pero todavía quedan personas que viven en ellas. Además, este barrio está en frente de La Alhambra (y al lado del Albaicín), así que las vistas son increíbles.

Si has llegado hasta aquí, espero que ahora conozcas un poco más esta ciudad. Si vas algún día, ¡acuérdate de mí! Y si ya has estado allí, espero que tengas pronto el placer de volverla a ver.

“La verdad, señora, empiezo a pensar que hay un placer todavía mayor que el de ver Granada. Y es el de volverla a ver.”
Alexandre Dumas

Laisser un commentaire

Votre adresse e-mail ne sera pas publiée.